Consideraciones éticas de una dimisión

Hace algunos meses enviaba un artículo a otro medio de comunicación, que por tocar la fibra sensible de algún personajillo, así lo entiendo yo, fue recluido a la sección de cartas al director, impidiendo que pudiera ser leído por un mayor número de personas, decisión tomada por el propio director, según me informó posteriormente de viva voz.

La intención que ahora me trae de nuevo a remover la cuestión, no es la de deshacer ningún entuerto, ni mucho menos, sino demostrar que en algo tenía razón al exponer mi criterio, que nunca crítica hacia la decisión formal tomada por otros. Dicho esto, paso exponer una y otra cuestión.

2

Titulaba el artículo “Los nuevos tiempos del PSOE”, y aseguraba en él que la composición de la nueva ejecutiva local “ si no cambiaba en nada lo estructural, si que apostaba firmemente por una variación en lo esencial”. De esta forma, situaba al recién llegado a la dirección del PSOE en Tomelloso, Francisco José López Arribas, como la persona indicada para poner orden y regenerar la actividad política en su Partido. Aseguraba, además, “que desde la llegada de la democracia este Partido no había hecho otra cosa que renovarse internamente, apartando a todo aquel que no comulgaba con lo predicado por los antiguos dirigentes, expiando culpas ajenas y traspasando pecados propios a los recién llegados”.

La idea de renovarse en todos los sectores de la sociedad, mucho más en la actividad política, lleva necesariamente a un cambio forzoso de ideas, incluso de planteamientos dentro de un mismo orden de cosas, si con ello se pretende ganar la confianza de los ciudadanos en un proyecto serio.

tomelloso_psoe-sanidad

El tiempo parece corroborar aquellas afirmaciones, y la falta de dignidad de algunos dirigentes socialistas de Tomelloso han permitido la dimisión de López Arribas, cuando se esperaba de él, “que tuviese el coraje suficiente para poner a cada uno en su sitio, a algunos en su casa”. Quizás esta hubiese sido la solución, y no que fuera él quien se viese abocado a esta salida por la puerta de atrás.

Las consideraciones éticas que le han impulsado a adoptar esta firme decisión las desconozco, por supuesto. Tampoco es que tenga una relación, más allá de meros saludos, con el señor López Arribas. Pero no sé por qué, estaba llamado a consolidar un Partido, que en nuestro pueblo, como en tantos otros, camina dando tumbos de la mano de gentes que se consideran tan importantes, tan necesarias, tan providenciales, que piensan que se puede hundir el mundo si ellos no están.

Otra cosa es la relación que pueda existir entre los candidatos llamados a encabezar las listas, aunque tampoco por esto adquieren más derecho a la rebeldía entre sus propios compañeros de filas. A más de uno le hemos visto sucumbir por falta del apoyo necesario de los suyos.

La actividad política debe realizarse en el ámbito de la confianza, y no en una permanente caza de brujas basada en el amiguismo. Por eso, la sola posibilidad del cese o la dimisión forzada es para algunos la perdida de una identidad de la que nunca han gozado, y a la que se resisten con uñas y dientes, aunque con ello su Partido saque algo positivo para tiempos venideros. De ahí la necesaria disciplina de partido, que no es sino una variante de esa lealtad que vincula entre sí a los miembros de una organización.

Probablemente, a la hora de confeccionar las listas de candidatos a procurar un gobierno socialista en Tomelloso tengan en cuenta alguna de estas aseveraciones y actúen con más cautela. Al fin y al cabo, el poder se basa en  un acto de confianza que convierte al candidato a gobernante en un mero fiduciario de quien le confiere el poder, en última instancia el pueblo depositario de la soberanía.

Acerca de Ismael Álvarez de Toledo

Ismael Álvarez de Toledo (Tomelloso, España, diciembre de 1956) se dedica en exclusiva al periodismo y la literatura, tras ejercer durante más de veinte años como funcionario del Estado. Desde muy joven tiene inquietudes artísticas, escribe cuentos y esbozos literarios. Participa en numerosos encuentros culturales que le permiten desarrollar su capacidad imaginativa e intelectual con jóvenes de la época y, somete a crítica la actualidad política en España, algo que ha venido haciendo en prensa escrita a lo largo de los años. Ha ejercido su labor periodística en varios gabinetes de prensa de la administración. Asiduo colaborador de periódicos y revistas como ABC, Diario Vasco, Tribuna de Albacete, Diario Montañés, Lanza, Pasos, El Ideal de Granada, Canfali, Diario Crítico, etc. Columnista en El Mercurio, La Nación, de Chile, el Caribeño News, el Globo News. Iás Información y Diario Crítico, entre otros. Como comentarista político ha publicado más de setecientos artículos. Es autor, así mismo de numerosos escritos sobre gastronomía y viajes. Diálogo Interior (1994), Diario de una terrorista (2013) son títulos que siguen presentes en los estantes de las librerías, y consolidan una carrera literaria más allá de nuestras fronteras, donde ha recibido importantes galardones literarios. Presidente de la Sociedad Iberoamericana de Escritores. Coordinador General de Encuentros Literarios. Alcaide de honor del Castillo de Peñafiel, en Valladolid. Medalla Fray Luis de León, del Excmo. Ayuntamiento de Belmonte, en Cuenca.
Esta entrada fue publicada en Archivos 2007, Opinión, Política y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s